Vecinos denuncian despojo de área comunal en Apizaquito

Vecinos denuncian despojo de área comunal en Apizaquito

25
0
SHARE

Redacción

Tlaxcala, Tlax; a 31 de enero de 2017.- La empresa Envases Universales es acusada por el presunto delito de despojo de área comunal en la periferia de la Iglesia de Apizaquito, en el municipio de Apizaco, y de haberse apropiado de una calle.

Feligreses y vecinos de Apizaquito encabezados por Luis Hernández Hernández, Manuel Hernández Pérez, Baltazar Hernández Zamora, Aurelio Franquis y Silvano Torrentera denunciaron los hechos.

Durante un recorrido por el sitio, mostraron que la empresa cerró arbitrariamente la calle Olmeca, para instalar una reja, sin respetar la vialidad de automóviles y transeúntes.

En lo que era la calle ha construido un lugar para embarcar su mercancía, ya que esta empresa elabora botellas de plástico para la empresa Femsa, instalada a unos cuantos metros.

Pero además la empresa ya construyó una barda y prácticamente dejó encajonada la periferia de la iglesia, sin respetar las banquetas y menos las vialidades.

Hicieron notar que con sus instalaciones también ha invadido un paso comunal, y pese a que le han hecho saber a la empresa de estas irregularidades, no han obtenido respuesta.

Temen que les quiten tierras o parte de sus propiedades, porque la actitud de los representantes de la empresa les hace temer lo peor, ya que existe una muestra palpable del abuso que están cometiendo.

Indicaron que tienen preocupación de que se inunden, porque precisamente la calle olmeca es por donde baja el agua del cerro de La Cruz, que en temporada de lluvias ha causado inundaciones.

Explicaron que al construir en la calle, además de que se impide el paso, se evita la salida y el desfogue del agua, además de que consideraron que esto es un despojo para el pueblo.

Sostuvieron que desde hace más de cinco años han solicitado la intervención del ayuntamiento de Apizaco, debido a que la autoridad de su comunidad nunca hace nada por recuperar este espacio público.

Ante esta situación solicitaron la presencia de un visitador de la Comisión Estatal de Derechos Humanos o de quien regule la tenencia de la tierra, ya que es a todas luces un acto de arbitrariedad.

También pidieron la intervención del gobierno estatal, ya que los feligreses se encuentran muy molestos porque les han invadido el perímetro de su iglesia de manera abusiva.

A la Conagua le solicitan que realice un estudio para conocer las dimensiones del peligro que representa impedir que las corrientes de agua causen algún daño.

También para que delimite el derecho federal de los ríos que cruzan por el lugar, ya que como nadie molesta a las empresas, estas se han apropiado de tierra que es considerada como un bien federal.

Indicaron que una vez más enviarán por escrito a las autoridades su queja, pero que ya se cansaron de gastar dinero y tiempo sin que les hagan caso y ante esta situación advirtieron que si no tienen respuesta, van a tomar otras medidas.